Joven conectándose desde un tablet durante el taller

Por Raúl Escalona Abella, estudiante de tercer año de Periodismo

Fotos: Darío Gabriel Sánchez

Hay que conectar. La realidad viable siempre es aquella que acerca más y más a los individuos y permite que su calidad de vida crezca y la tranquilidad de su existencia repose en una gestión social eficiente de aquellos que ejercen el bien público como sacerdocio.

Bajo estas premisas de profunda hondura comprometida con todo el pueblo, y en coherencia con las más altas políticas definidas por el Estado cubano en los últimos tiempos, sesionó en nuestra Facultad de Comunicación el taller de buenas prácticas y experiencias positivas sobre gobiernos electrónicos y gestión digital de las funciones estatales con el propósito de socializar e intercambiar todas las experiencias que de gobernabilidad digital existen a lo largo del país.

La Facultad fue inundada desde la mañana por representantes de todos los gobiernos provinciales del país, de todos los municipios de La Habana, de las empresas de comunicaciones que intervienen directamente en este proceso, de la Unión de Informáticos de Cuba (UIC), de la Unión de Periodistas de Cuba (Upec), en fin, de todos los actores elementales que conducen, protagonizan y encauzan esta magna voluntad de Estado.

La arrancada del evento fue protagonizada por Tatiana Delgado Fernández, vicepresidenta de la UIC, que impartió una conferencia magistral sobre las fases de lo que se ha dado en llamar gobierno digital.

La profesora Tatiana Delgado impartiendo una conferencia

Si algo quedó claro en esta y las ulteriores exposiciones es que, aún teniendo toda la cobertura tecnológica del mundo, si a la par no creamos la conciencia ciudadana de que la vida en conexión a redes no es solo un momento lúdico de la cotidianidad de los cubanos, sino que puede ser, y ya es, una forma de intervenir en la gestión gubernamental, en la denuncia de problemas sociales para impulsar su solución, así como de resolución de trámites burocráticos en un tiempo menor.

Gobierno digital: el fin del comienzo

Hace unos meses, el presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, anunciaba que la presencia de todas las instituciones del Estado tenía que estar garantizada antes de la culminación del presente año. El propio presidente garantizó, en la clausura del X Congreso de la Upec, su presencia en Twitter antes de diciembre, palabra que desde el pasado 10 de octubre fue cumplida.

El camino a transitar no es hacia la presencia de las instituciones y los dirigentes en las redes, sino que esta no es más que una vía hacia la eficiencia, la eficacia y la efectividad de una gestión de gobierno orientada inevitablemente a la solución de los problemas de la nación y de los individuos que la componen. Esta idea quedó reforzada todo el tiempo.

Claro que hay que prestar atención a detalles que se acercan más al análisis ideológico que a lo meramente práctico o económico. En el mundo capitalista, la idea de la informatización y del comercio de datos está ligada a negocios multinacionales y que reportan las ganancias más altas del mundo empresarial capitalista. ¿Cómo nuestra pequeña isla soñadora, justa y digna pretende sostener un modelo que se aparte de las lógicas consumistas y su principal aspiración no sea la recaudación de utilidades, sino la prestación de un servicio social, la mejoría de las vidas cubanas?

Dr. Raúl Garcés Corra durante la presentación del taller

La ética, la moral, los principios del socialismo y el mantenimiento del rumbo hacia lo que el pueblo quiere como pueblo, son elementales para contestar la pregunta. Esto me hace recordar una frase de nuestro decano, el Dr. Raúl Garcés Corra, quien al inicio del taller lanzaba una convocatoria a crear un gobierno electrónico “a lo cubano”, seguramente no refiriéndose a botellas de ron o tabacos habanos, sino a realizar una construcción propia, sin calcos estériles, armada con las herramientas de nuestra realidad y sumergida en las entrañas de nuestra sociedad.